¿Orar Sin Cesar? - Ministerio Provocando la Bendicion de Dios para la Naciones

¿Orar Sin Cesar? – Ministerio Provocando la Bendicion de Dios para la Naciones

En 1 Tes. 5:17 leemos “Orad sin cesar” y también en Lucas 18:11 “orar siempre”. “Orar sin cesar” no significa que uno se encierre en su cuarto y permanezca continuamente de rodillas. No, “orar sin cesar” es como el respirar del alma:

  • Es la continua conciencia de la fe: Cristo habita en mí (Ef. 3:17).
  • Es el conocimiento incesante: Sin El no puedo hacer nada que tenga valor para la eternidad (Jn. 15:5).
  • Es el continuo implorar: “Ayúdame, Jehová Dios mío” (Sal. 109:26). “Te ruego, oh Jehová, que nos hagas prosperar ahora” (Sal. 118:25).
  • Es la comunión de vida con Jesucristo, muchas veces inconsciente, pero ininterrumpida: El en mí y yo en El. (Jn. 15:4).

Así como no siempre estoy consciente de la función de la circulación en mi organismo, así también funciona esta circulación maravillosa: Cristo en mí y yo en Cristo. Su cuerpo es mi cuerpo, Su fuerza es la mía y Su victoria se hace reconocible por palabras de alabanza, de ensalzamiento, de agradecimiento, por llorar o reír, muchas veces por suspiros y lamentos ocultos. Sin embargo, hay que ejercitarse en el “orar sin cesar”.
Cuando la Biblia habla de “Orad sin cesar”, no esta hablando de pasar todo el día orando, aunque si lo puedes hacer, pues excelente, pero no se trata de eso. Cuando la Biblia habla acerca de orar sin cesar, se refiere a mantener una vida diaria de oración, es decir mantener un hábito diario de búsqueda de la presencia de Dios.

La pregunta seria: ¿Cuánto tiempo estas orando?, ¿Cuánto tiempo le dedicas a Dios?, te aseguro que muchos de nosotros utilizamos tiempo para nuestras esposas, para las novias, para la familia, para el deporte, para el pasatiempo, para el Internet, para los amigos, para la Iglesia, pero ¿Cuánto tiempo le dedicas a solas al Señor?, seguramente llegas cansado de tus labores diarias y posiblemente tengas la intención de orar, pero tu cuerpo físico no soportara mas de cinco o diez minutos antes de caer rendido en la cama y comenzar a soñar.

Dios quiere que cada uno de nosotros mantengamos una vida diaria de oración, no nos olvidemos de donde El nos ha sacado, no nos olvidemos que necesitamos comunicarnos con El para conocerlo mejor. Posiblemente en muchas ocasiones te has propuesto a comenzar a orar todos los días, pero a lo mejor esa emoción solo te dura dos o tres días, pero al poco tiempo de comenzarlo a hacer lo dejas y tienes que pasar otros meses para que nuevamente te motives a comenzar a orar.

Es hora de que cada uno de nosotros entendamos de que la oración es vital para el cristiano, si tu quieres vivir una vida llena de victoria, es necesario orar, pero no utilicemos la palabra oración como sinónimo de pedir, sino que aprendamos a gozarnos en la oración, aprendamos a hablar con Dios, a contarle como nos fue en el día y los planes que tenemos para el futuro, te seguro que Dios estaría encantado de ti y sin necesidad de que tu le pidas algo, El te lo dará, puesto que El conoce tus necesidades.

Orad sin cesar significa, vivir el cristianismo que a Dios le agrada, y este es: manteniendo una verdadera comunión con El.

.

Provocando la BENDICION

Tomado de: http://graciaypazjesusteda.blogspot.com/2012/11/orar-sin-cesar-como-1-tesalonicenses-517.html